De inauguraciones y anuncios sorpresa…

Desde la Asociación de Bomberos de la Provincia de Cuenca (ABPC), tras las últimas publicaciones vertidas sobre la situación de los servicios de Bomberos Provincial y Municipal de Cuenca, nos surgen varias inquietudes tanto como ciudadanos como profesionales:

  •  ¿Tan difícil es llegar a un acuerdo que satisfaga las necesidades de los ciudadanos de una manera eficaz?
  • Si como se ha afirmado en prensa, la diputación tiene superávit para competencias que no son suyas, ¿por qué no se emplea parte de ese dinero para formalizar el acuerdo con los Bomberos del Ayto. de Cuenca?, resolviendo esa competencia que le es propia.
  • La vigencia del convenio de colaboración con el ayuntamiento de Cuenca expiró en diciembre de 2010, con el consiguiente deterioro del servicio prestado a los municipios donde actuaban los bomberos de la capital. A fecha de hoy, llega una solución tardía y no definitiva:
    • Ubicar provisional y transitoriamente un retén en la capital, siendo ésta la mejor ubicación para reducir los tiempos de respuesta (emplazamiento aconsejado reiteradamente por nuestra parte a los responsables).
    • A falta de concretar la composición de dicho “retén” y dada la nula capacidad de llegar a un acuerdo entre Ayto. y Diputación, creemos que se debería crear un parque de bomberos, con la misma capacidad operativa de los dos existentes, siendo una solución definitiva y no temporal.
  • Como trabajadores del CU-112 no entendemos que no nos informen de este tipo de decisiones y tengamos conocimiento de ellas a través de los medios de comunicación. Y se instaure una figura que ni tan si quiera está contemplada en nuestro convenio colectivo (retén), la cual nos afecta directamente.

Respecto a la torre de maniobras:

  • Desde el punto de vista de trabajadores que tienen pasión por su profesión, valoramos las posibilidades que una torre de maniobras de esta índole puede ofrecernos y con ello mejorar el servicio a la ciudadanía. Agradecer desde aquí a los responsable del servicio, que hayan sido escuchadas gran parte de nuestras aportaciones.
  • Como ciudadanos que también somos nos surgen una preguntas:
    •  ¿Cómo se financia la torre si el Consorcio estaba al borde de la quiebra y ha reducido su presupuesto en los últimos años?.
    •  ¿Puede ser por el ahorro que ha supuesto la bajada de dos efectivos por turno?.

Éstas, son solo unas apreciaciones que vienen al caso de lo acontecido en los últimos días. Hay unas cuantas más que pondremos en conocimiento de nuestros responsables en breve.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *